Poemas de JOSÉ SANTOS CHOCANO

Poemas » jose santos chocano

JOSÉ SANTOS CHOCANO
José Santos Chocano (1875-1934). Poeta peruano, cuya voz es la más reconocible de la lírica modernista peruana por su aparatoso despliegue sonoro y visual. Esa vistosidad, las desbordantes pretensiones de su personalidad y los aspectos aventureros de su vida, le valieron ser considerado "el poeta de América"; quería rivalizar con Rubén Darío, aunque carecía de la profundidad y sinceridad poéticas de éste.

Fue periodista y realizó labores diplomáticas en diversos países de América y en España. En México (1912) estuvo envuelto en el movimiento revolucionario, primero al servicio del presidente Madero y luego de Venustiano Carranza y Francisco Villa, de quien fue secretario. En Guatemala (1919) colaboró con el dictador Manuel Estrada Cabrera y estuvo a punto de ser fusilado cuando éste cayó del poder. En Lima fue solemnemente coronado (1922) por su obra poética. En 1925 mató a tiros a un escritor que lo había criticado; fue absuelto de su crimen, abandonó el país en 1928 y se estableció en Chile, donde un desquiciado mental lo mató.

Aunque se identificó con los ideales modernistas, Chocano era en verdad un ecléctico que creía que "en el arte caben todas las escuelas como en un rayo de sol todos los colores". Su poesía se distingue por la exaltación de la naturaleza y la fogosa evocación de lo histórico. Cantaba lo exótico, lo indígena y lo heroico, todo lo que era grandioso y pintoresco, apoyado en un verso rotundo y a veces estruendoso. Lo más representativo de su copiosa obra está en Alma América (1906) y Primicias de Oro de Indias (1934).



el idilio de los volcanes
El Ixtlacíhuatl traza la figura yacente de una mujer dormida bajo el Sol. El Popocatépetl flamea en ... [leer completo]
caupolicán
Ya todos los caciques probaron el madero. «¿Quién falta», y la respuesta fue un arrogante: «¡Yo!» «¡... [leer completo]
la tristeza del inca
Este era un Inca triste, de soñadora frente, de ojos siempre dormidos y sonrisa de hiel, que recorri... [leer completo]
la cancion del camino
Era un camino negro. La noche estaba loca de relámpagos. Yo iba en mi potro salvaje por la montañosa... [leer completo]
la magnolia
En el bosque, de aromas y de músicas lleno, la magnolia florece delicada y ligera, cual vellón que e... [leer completo]
nostalgia
Hace ya diez años que recorro el mundo. ¡He vivido poco! ¡Me he cansado mucho! Quien vive de prisa ... [leer completo]
los volcanes
Cada volcán levanta su figura, cual si de pronto, ante la faz del cielo, suspendiesen el ángulo de u... [leer completo]
el gaucho
Es la Pampa hecha hombre: es un pedazo de brava tierra sobre el sol tendida. Ya a indómito corcel po... [leer completo]
la cruz del sur
Cuando las carabelas voladoras al fin trazaron sobre el mar sus huellas, fueron rasgando por delante... [leer completo]
los caballos de los conquistadores
¡Los caballos eran fuertes! ¡Los caballos eran ágiles! Sus pescuezos eran finos y sus ancas relucien... [leer completo]
nocturno de la copla callejera
Tiempo ha quemé mis naves como el conquistador, y me lancé al trajín de la aventura de un corazón en... [leer completo]
de viaje
Ave de paso, fugaz viajera desconocida: fue sólo un sueño, sólo un capricho, sólo un acaso; duró un ... [leer completo]
blasÓn
Soy el cantor de América autóctono y salvaje: mi lira tiene un alma, mi canto un ideal. Mi verso no ... [leer completo]
quién sabe
¡Quién sabe! Indio que asomas a la puerta de esa tu rústica mansión, ¿para mi sed no tienes agua?, ... [leer completo]
orquideas
Anforas de cristal, airosas galas de enigmáticas formas sorprendentes, diademas propias de apolíneas... [leer completo]
el romance de la felicidad
Felicidad: yo te he encontrado más de una vez en mi camino; pero al tender hacia ti el ruego de mis ... [leer completo]
el llanero
En su tostada faz algo hay sombrío: tal vez la sensación de lo lejano, ya que ve dilatarse el océano... [leer completo]
el sueño del caimán
Enorme tronco que arrastró la ola, yace el caimán varado en la ribera; espinazo de abrupta cordiller... [leer completo]
el charro
Viste de seda: alhajas de gran tono; pechera en que el encaje hace una ola, y bajo el cinto, un mang... [leer completo]
café, tabaco y caña
Esta es la historia de tres princesas, que parece una fábula de esas en que se impone verso español.... [leer completo]
el amor de las sevas
Yo apenas quiero ser humilde araña que en torno tuyo su hilazón tejiera y que, como explorando una m... [leer completo]
Continúe en Poemas de ANÓNIMO »»»

Esta es la página 1 de un total de 1    

Sobre esta web
Esta web ha sido creada gracias a la colaboración de amigos que nos han ofrecido sus poemas y selecciones.
Poesia
- Poemas - Contáctenos -
© 2006-2014 PoetasPoemas.com - Poesía hispanoamericana y traducciones al español.